El Mundo

Crisis en Haití: el Gobierno aseguró haber frustrado un intento de golpe de Estado

El presidente Jovenel Moise, quien adelantó que permanecerá en el cargo pese a los argumentos de la oposición que indican que su gestión finaliza este 7 de febrero, denunció un intento de asesinato en su contra. Las autoridades informaron que hubo 23 detenidos, entre ellos un magistrado y una oficial de la policía

El gobierno de Haití aseguró este domingo haber desarticulado un plan que tenía como objetivo asesinar al presidente Jovenel Moise y derribar a su gobierno en medio de las controversias sobre el fin de su mandato. Rockefeller Vincent, ministro de Justicia, sostuvo que el plan era un “intento de golpe de Estado”.

Moise denunció que una veintena de personas estaban dispuestas a “dar su vida” en la intentona golpista y ordenó al primer ministro, Joseph Jouthe, investigar todos los detalles del caso. Asimismo, instó al director general de la Policía Nacional de Haití, Léon Charles, a solicitar información sobre lo sucedido al Palacio Nacional. “Es importante que el Palacio les dé información de todo lo que se ha hecho desde noviembre hasta hoy”, indicó el mandatario en declaraciones a la prensa haitiana desde la pista del Aeropuerto Internacional Toussaint Louverture, antes de dirigirse a la ciudad de Jacmel para participar en el carnaval.

Jouthe reportó posteriormente la detención de 23 personas, incluido el juez del Tribunal de Casación, Ivickel Dabrésil, y la inspectora general de la Policía Nacional, Marie Louise Gauthier. “Hay 23 detenciones y se han incautado dinero, teléfonos y el discurso del nuevo presidente provisional”.

“Ivickel Dabrésil iba a ser el presidente provisional (…). Iban a dar un golpe de Estado. Ya tenían todas las armas. Estaban planeando instalar un gobierno hoy, según la información obtenida”, subrayó el primer ministro. Y agregó: “No sé cuántas armas se incautaron. He visto algunas fotos”.

En redes sociales se compartieron fotos de dos fusiles automáticos y dos escopetas calibre 12, un machete y dinero, además de imágenes de la ex candidata presidencial Marie Antoinette Gauthier y otras personas detenidas en el suelo, bajo la vigilancia de policías de la Unidad de Seguridad General del Palacio Nacional.Joseph Jouthe, primer ministro de Haití (REUTERS/Andres Martinez Casares)Joseph Jouthe, primer ministro de Haití (REUTERS/Andres Martinez Casares)

“Agradezco al responsable de mi seguridad del palacio. El sueño de esa gente era atentar contra mi vida. Gracias a dios no ocurrió eso. El plan fue abortado”, dijo Moise.

Por su parte, pidió a sus opositores unirse para hacer las “reformas efectivas” a la Constitución del país. “Unámonos para hacer reformas efectivas en la Constitución del país. Hoy es 7 de febrero, el presidente no se va. Sigue aquí. Sentémonos juntos para dar otro rumbo al país (…) Acompáñame, permanezcamos juntos. Ven a buscarme para que nos sentemos a dialogar para construir una nueva Constitución y celebrar elecciones. Me quedan 364 días en el poder. No habrá transición”.

El Consejo superior judicial de Haití dio cuenta del fin del mandato de Moise, al declararse “extremadamente preocupado por las graves amenazas resultantes de la falta de un acuerdo político ante la expiración del mandato constitucional del presidente” el 7 de febrero de 2021, según una resolución divulgada el domingo. El mandatario, no obstante, desconoce el fallo.

El presidente gobierna sin el control del poder legislativo desde el año pasado y dice que se mantendrá en el cargo hasta el 7 de febrero de 2022, en una interpretación de la Constitución rechazada por la oposición, que ha desatado protestas por considerar que su mandato termina este domingo.

Estados Unidos aceptó el viernes la posición de Moise. El portavoz del Departamento de Estado, Ned Prince, dijo que Washington ha pedido “elecciones legislativas libres y justas para que el Congreso pueda retomar el poder que le corresponde”.La oposición calificó de "ilegales" las detenciones de este domingo en HaitíLa oposición calificó de «ilegales» las detenciones de este domingo en Haití

La disputa sobre el final del mandato es consecuencia de la primera elección de Moise. En octubre de 2015 fue electo para un mandato de cinco años en comicios cuyo escrutinio fue cancelado por fraudes y luego volvió a ser elegido un año después. Tras esa última elección, las manifestaciones exigiendo su dimisión se intensificaron en el verano boreal de 2018.

Ese año debían realizarse elecciones legislativas y municipales pero fueron aplazadas y generaron un vacío de poder. Moise sostiene estar habilitado para seguir en el cargo por otro año.

En los últimos años, la sociedad civil ha hecho campaña contra la corrupción y la inseguridad, con la proliferación de pandillas en todo el país.

En una carta difundida el viernes diversas organizaciones defensoras de los derechos humanos y civiles criticaron a la misión de Naciones Unidas en Haití por brindar apoyo técnico y logístico a los planes del presidente de celebrar un referéndum de reforma constitucional en abril y luego elecciones presidenciales y legislativas.infobae-imageinfobae-imageManifestantes levantaron barricadas y chocaron con la policía en las calles de Puerto Príncipe (REUTERS/Jeanty Junior Augustin)Manifestantes levantaron barricadas y chocaron con la policía en las calles de Puerto Príncipe (REUTERS/Jeanty Junior Augustin)

“Bajo ninguna circunstancia Naciones Unidas debe apoyar los planes antidemocráticos del presidente Jovenel Moise”, señaló el mensaje.

Para tratar de forzar la renuncia de Moise, la oposición convocó este domingo una protesta en Puerto Príncipe. Vrios partidos políticos y organizaciones de la oposición condenaron este domingo la veintena de “detenciones ilegales” realizadas en las últimas horas, de personas acusadas de conspirar contra el Estado.

“La democracia está amenazada y el Estado de derecho está en peligro”, indicó André Michel, portavoz del Sector Popular Democrático, partido político de izquierdas, en una conferencia de prensa celebrada en su oficina. El funcionario calificó las detenciones como “una verdadera represión sistemática”, a la vez que hizo un llamamiento a la población a seguir manifestándose en las calles contra Moise.

Este domingo, cientos de personas se manifiestan en las calles de Puerto Príncipe y en otras ciudades, como Cabo Haitiano (norte), Mirebalais (centro) y Les Cayes (sur) para exigir la renuncia de Moise. En la capital, los manifestantes levantaron barricadas en llamas conforme avanzaba la manifestación por las avenidas de Puerto Príncipe.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba