El Mundo

Disminuyeron las solicitudes de subsidio por desempleo en EEUU y se consolida la recuperación económica

El número de estadounidenses que solicitaron subsidios por desempleo cayó por debajo de los 200.000, una prueba más de que el mercado laboral sigue siendo sólido luego de la recesión del año pasado provocada por la pandemia de coronavirus.

Las solicitudes de desempleo registraron una disminución de 8.000 para unas 198.000, informó el jueves el Departamento del Trabajo. El promedio de cuatro semanas, que suaviza la volatilidad de semana a semana, cayó a poco más de 199.000, el nivel más bajo desde octubre de 1969.

Las cifras indican que la variante ómicron de rápida propagación aún no causa una ola de despidos.

En total, 1,7 millones de estadounidenses cobraron el tradicional subsidio de desempleo en la semana que terminó el 18 de diciembre, la cantidad más baja desde marzo de 2020 y 140.000 menos respecto a la semana anterior.

Las cifras de solicitudes semanales, que son un indicador de los despidos, han disminuido de forma constante durante la mayor parte del año. Los empleadores están reacios a despedir a sus trabajadores en una época en que es complicado encontrar reemplazos. Estados Unidos tuvo una cantidad casi récord de 11 millones de vacantes en octubre, y 4,2 millones de estadounidenses renunciaron a sus puestos, menos de la cifra récord de 4,4 millones registrada en septiembre, debido a que hay muchas oportunidades.

El mercado laboral se ha recuperado de la breve, pero intensa, recesión del año pasado provocada por la pandemia de coronavirus. Cuando el COVID empezó a causar estragos, los gobiernos ordenaron confinamientos, los consumidores se resguardaron en sus hogares y muchas empresas cerraron o redujeron los horarios. Los empleadores recortaron más de 22 millones de empleos en marzo y abril de 2020, y la tasa de desempleo se disparó a 14,8%.

Pero un gasto masivo del gobierno y la eventual distribución de las vacunas contra el COVID-19 causaron una recuperación económica. Los empleadores han añadido 18,5 millones de puestos desde abril de 2020, dejando a Estados Unidos con 3,9 millones de empleos menos de los que tenía antes de la pandemia. Se tiene previsto que el informe laboral de diciembre, que se publica la próxima semana, muestre que la economía generó otros 374.000 empleos este mes.

La tasa de desempleo ha caído a 4,2%, cerca de lo que los economistas consideran un pleno empleo.

“El panorama general que pintan estos datos apunta a un ritmo rápido de crecimiento del empleo”, comentó Joshua Shapiro, principal economista en la empresa de consultoría Maria Fiorini Ramirez Inc. Las contrataciones habrían sido aún más fuertes “si las empresas hubieran podido contratar a todos los trabajadores que deseaban”.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba