El Mundo

Los CDC de EEUU indicaron que hay evidencia sólida de que la reapertura de escuelas se puede hacer de manera segura

El grupo de entidades sanitarias presentó un documento con recomendaciones para el retorno de las clases presenciales en el país. Enfatiza en la necesidad de usar mascarillas y mantener la distancia social. Y si bien asegura que la vacunación de los maestros es importante, no lo considera un requisito excluyente

Los Centros para el Control de Enfermedades de los Estados Unidos (CDC, por sus siglas en inglés), publicaron este viernes un documento en el que aseguran que hay evidencia sólida de que la reapertura de escuelas se puede hacer de manera segura.

La publicación, que como todas las comunicaciones de la entidad son recomendaciones, no órdenes, enfatizó en la necesidad de usar mascarillas y mantener la distancia social en las instituciones.

También remarcó la importancia del lavado de manos, la desinfección de los edificios, una estrategia de testeo y el rastreo para poder aislar exitosamente a quienes se contagien y sus contactos estrechos. Indicó a su vez que si bien la vacunación de maestros es importante, no se trata de un requisito excluyente.

El documento está enfocado mayormente en jardines de infantes y colegios primarios y secundarios. El riesgo, asegura, es aún menor para la educación inicial. E indica que la educación presencial no ha sido identificada como foco de contagios.

La publicación se convierte en el último episodio de un tema que ha dominado la agenda pública durante las últimas semanas, sobre todo dada la promesa del presidente Joe Biden de lograr la reapertura de las escuelas para el final de sus primeros 100 días en el cargo. Joe Biden, presidente de Estados Unidos. Zuma PressJoe Biden, presidente de Estados Unidos. Zuma Press

Si bien el consenso generalizado es que es deseable llegar a la reapertura, sindicatos de maestros han expresado reticencias, asegurando que las escuelas no han tomado las medidas necesarias para garantizar su seguridad.

La mejor manera de reducir los riesgos, expresaron los CDC, es lograr que la circulación del virus sea lo más baja posible en las comunidades. En esa línea, urgen a los funcionarios locales a que evalúen si hay un fuerte brote de la enfermedad antes de tomar una decisión final.

No obstante, indican que aún en casos donde el nivel de transmisión sea alto, ello no implica que las escuelas no tengan que abrir, sobre todo los niveles iniciales. Aún en estos casos el riesgo es bajo si se siguen las recomendaciones.

En el caso de que la situación sí sea considerada riesgosa, sugieren un sistema híbrido que combine clases presenciales algunos días y virtuales otros para los niveles iniciales, y completamente virtuales para los estudiantes secundarios.

El documento fue publicado un día después de que la Casa Blanca dijera que aspiraba a un regreso total a las aulas, pero que seguiría las recomendaciones de los CDC. “Le puedo asegurar a todos los padres de familia que están escuchando que su objetivo, su compromiso, es garantizar que las escuelas abran cinco días a la semana”, dijo la secretaria de Prensa de la Casa Blanca, Jen Psaki, durante un informe a la prensa. “Eso es lo que quiere lograr, y vamos a dejarnos guiar por la ciencia y las recomendaciones que ellos nos den”.

El principal epidemiólogo del Gobierno de Estados Unidos, Anthony Fauci, expresó estar de acuerdo con el programa de reapertura de las escuelas presentado por los CDC. Según indicó, el planteo “se basa en datos”.19/11/2020 El principal responsable científico en la lucha contra el coronavirus en Estados Unidos, Anthony Fauci. Zuma Press 19/11/2020 El principal responsable científico en la lucha contra el coronavirus en Estados Unidos, Anthony Fauci. Zuma Press

“Respaldaría las recomendaciones de los CDC porque realmente se basan en datos. Tenemos que intentar que los niños vuelvan a la escuela y ese es el objetivo del presidente, Joe Biden”, afirmó Fauci, en diálogo con la cadena MSNBC.

El director del Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas de Estados Unidos explicó, además, que “es menos probable que un niño se infecte en el entorno escolar que en la comunidad”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba