El Mundo

“Meghan Markle puede ser una pesadilla”: los amigos del príncipe Harry hablaron tras meses de silencio

El biógrafo real Robert Lacey reveló nuevos detalles de la tensa relación entre William y su hermano menor

Los hermanos Harry y William tendrán que verse las caras el próximo jueves 1 de julio en el homenaje a su madre, Lady Di, que se llevará a cabo en Londres. Este hecho se produce en el peor momento en la relación entre los príncipes. Muchos culpan de dicho distanciamiento a Meghan Markle, a quien han llegado a definir como una “verdadera pesadilla”.

El experto en la realeza británica Robert Lacey, que está promocionando su más reciente libro, “Battle of Brothers: The Inside Story of a Family in Tumult”, reveló cuando los amigos le preguntaron al príncipe William por su cuñada, este se quejó de la manera “despiadada” con la que, en sus palabras, “aquella maldita mujer” trató a sus empleados.

En una columna para el tabloide Daily Mail, Lacey da a conocer que habló con un grupo de amigos de los hijos de Diana de Gales y el príncipe Carlos, y aseguró que personas cercanas al príncipe Harry admitieron que “Meghan puede ser una pesadilla al 500 por ciento”.

La relación entre ellos ha sido distante desde el año pasado cuando los duques de Sussex dejaron la familia real, mudándose primero a Canadá y luego a Los Ángeles. Todo empeoró después de que Harry participara en una entrevista explosiva con Oprah Winfrey en marzo.

Lacey además afirmó que Harry y William tuvieron una pelea tras el funeral de su abuelo en abril pasado. Aunque los hermanos mantuvieron una breve charla pública fuera de la Capilla de San Jorge ese día, todo terminó en una discusión, según el historiador real.Los príncipe Harry y William participarán este jueves en un acto en honor a Lady Di en Londres Los príncipe Harry y William participarán este jueves en un acto en honor a Lady Di en Londres

En 2018, el duque se enteró que la esposa de su hermano estaba siendo acusada de intimidar a su personal del Palacio de Kensington. Dichas acusaciones fueron filtradas hace unos meses por el diario The Times y negadas después por los duques de Sussex.

Cuando el príncipe William fue informado sobre las denuncias contra Markle, enfrentó a Harry cara a cara. “El príncipe estaba horrorizado por lo que le acababan de contar sobre el supuesto comportamiento de Meghan, y quería escuchar lo que Harry tenía que decir”, señala Lacey en su libro. “Harry apagó su teléfono enojado, así que William fue a hablar con él personalmente. El enfrentamiento fue feroz”, detalla el escritor.

William deseaba separarse de Meghan en el día a día, y eso significaba separarse también de su hermano”, señala Lacey otro pasaje del libro. William decidió entonces echar a los duques de Sussex del Palacio de Kensington, en junio de 2019.

La pareja abrió su propia oficina de prensa y se mudó a una casa en los terrenos de Windsor.Luego llegaría el llamado “Megxit”, con la partida de Harry y Meghan a los EEUU, alejándose así de la representación institucional de la familia real británica, a principios de 2020.Meghan Markle y Kate Middleton en Wimbledon en 2019 (AFP)Meghan Markle y Kate Middleton en Wimbledon en 2019 (AFP)

También afirma que Kate Middleton había sido “distante con Meghan desde el principio” y que las acusaciones que estaba escuchando del personal respaldaban su reservas iniciales sobre la esposa de Harry. “Meghan se presentó a sí misma como la víctima, pero ella era la maltratadora. Pensaban que era una narcisista y sociópata”, dijo la fuente a Lacey.

El jueves Harry participará con su hermano en el acto que tendrá lugar en los jardines del Palacio de Kensington, coincidiendo con el que habría sido el 60 cumpleaños de Lady Di. Debido a las normas impuestas por el COVID-19 , el número de asistentes será reducido.

El Palacio de Buckingham ha informado que es muy posible que Kate Middleton, la duquesa de Cambridge, no asista al evento. A los príncipes solo se unirán la familia cercana de Lady Di, el escultor Ian Rank-Broadley y el diseñador de jardines Pip Morrison.

Markle se quedó en California junto a sus hijos, Archie y Lilibet Diana.

El príncipe Carlos tampoco estará presente en la ceremonia, informó este lunes The Times. El heredero al trono y Diana se divorciaron en 1996, un año antes de su muerte en un accidente de tránsito en el túnel que pasa bajo el Puente del Alma en París.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba