El Mundo

Trasladan a opositor ruso Alexei Navalny a hospital de prisión

El crítico del Kremlin Alexei Navalny, quien está en huelga de hambre desde hace 20 días, fue trasladado este lunes al hospital de la prisión en que se encuentra encarcelado, informaron las autoridades del penal.

La medida tuvo lugar después de que aliados de Navalny denunciaron el fin de semana que análisis de sangre sugerían un alto riesgo de paro cardiaco o insuficiencia renal para el opositor sin una atención inmediata.

Sin embargo, el servicio de la penitenciaría federal dijo que “en el momento presente, la salud de Navalny está evaluada como satisfactoria y está siendo examinado diariamente por un médico”.

El comunicado agregó que “con el consentimiento del paciente, se le prescribió una terapia de vitaminas”.

Los aliados de Navalny aún no habían hecho comentarios sobre el traslado, pero uno de sus abogados, Alexei Lipster, dijo a la agencia Reuters que se encontraba en la colonia penal donde está el hospital, pero todavía no había podido verlo.

Lipster explicó que no le habían negado el acceso a Navalny y esperaba en el lugar para visitarlo.

Navalny de 44 años, ha desarrollado una campaña anticorrupción contra altos funcionarios rusos y cumple una sentencia de dos años y medio de prisión por cargos de malversación que él considera fabricado.

Hace tres semanas se declaró en huelga de hambre en protesta por lo que dijo que era una falta de atención médica para cuidar un dolor severo de espalda y de las piernas que sufría.

El viernes, Navalny denunció que las autoridades de la prisión estaban amenazándolo con alimentarlo a la fuerza. Anteriormente, había informado de esfuerzos de los guardias para tentarlo a comer friendo pollo cerca de él e introduciendo golosinas en sus bolsillos.

Navalny sostiene que sus problemas de salud están relacionados con el envenenamiento que sufrió el año pasado con un agente nervioso que casi le cuesta la vida y del cual acusa al gobierno ruso.

Sus aliados anunciaron protestas en todo el país para este miércoles, el mismo día en que el presidente Vladimir Putin pronunciará su discurso anual sobre el estado de la nación desde las afueras del Kremlin, lo que hace prever un tenso enfrentamiento entre los manifestantes y la policía en Moscú.

El estratega jefe de Navalny, Leonid Volkov, anunció las protestas en una publicación en YouTube, argumentando que no había tiempo que perder.

«Están asesinando a Alexei Navalny de una manera aterradora ante nuestros propios ojos», dijo Volkov.

La Casa Blanca reclama «humanidad» al Kremlin

El Gobierno de Estados Unidos expresó el lunes su preocupación por la situación del opositor ruso y reiteró, a través de la secretaria de prensa Jen Psaki en su despacho diario, que “lo que le suceda al señor Navalny bajo la custodia del gobierno ruso es responsabilidad del gobierno ruso”.

“Nuestro objetivo, por supuesto, es seguir pidiendo que se impulse su liberación y reiterar nuestra opinión de que debe ser tratado con humanidad”, aseveró Psaki ante las preguntas de los periodistas. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba