El Mundo

Un hombre en Francia se entregó a la Gendarmería con una cabeza y un pene en una bolsa

Un hombre que afirma haber matado a otro se presentó ante los gendarmes el viernes en el sureste de Francia, con una cabeza y un pene dentro de una bolsa, indicó a la agencia AFP la policía judicial de Toulon, encargada de la investigación.

“Un individuo se presentó ante la brigada de la gendarmería de Fréjus tras haber cortado la cabeza y el pene a un hombre”, indicó.

La policía agregó que el hombre de 38 años se presentó a la gendarmería el viernes por la mañana. “Exhibía una cabeza humana, por lo que fue conducido inmediatamente a la comisaría de policía y puesto en detención provisional”, agregó.

Añadió que el hombre “llevaba con él la cabeza y los órganos genitales masculinos de la víctima, de la que suministró la identidad”.

El hombre era conocido por la policía hasta ahora por “pequeños” delitos, según la misma fuente.

El viernes por la noche los investigadores realizaban “pruebas técnicas en el lugar del presunto crimen”, la vivienda del detenido en Fréjus, una ciudad situada entre los deslumbrantes centros turísticos de St Tropez y Cannes, en la costa mediterránea del sur del país.

Al hombre se le hará un estudio psiquiátrico, afirmó la fiscalía de Draguignan y agregó que hasta ahora el móvil del crimen “es aún impreciso”.

Con la información que entregó el detenido, los investigadores también habrían encontrado rápidamente el cuerpo de la víctima, en un piso del barrio de Villeneuve, en Fréjus. El fallecido habría sido un amigo del sospechoso, según informó la prensa local.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba