General

Biden deja sin efecto Acuerdo Tercer País Seguro de asilo para El Salvador, Guatemala y Honduras

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, firmó este martes varios decretos en materia migratoria con el objetivo de acabar con algunas de las «contraproducentes» medidas adoptadas por su antecesor en el cargo, el exmandatario Donald Trump.

«El anterior presidente firmó decretos que eran contraproducentes para nuestra Seguridad Nacional y para quiénes somos como país», afirmó Biden durante el acto de firma de los decretos, celebrado en la Casa Blanca, ante la atenta mirada del recién confirmado secretario del DHS, Alejandro Mayorkas.

Entre las medidas, destaca la creación de una comisión para dar con las familias de los niños separados en la frontera en 2018, a consecuencia de la política de ‘tolerancia cero’ de la Administración Trump.

«Vamos a deshacer la vergüenza moral que infringió a nuestra nación la administración previa, que literalmente -no de manera figurada- arrancó a niños de los brazos de sus padres en la frontera, sin siquiera un plan para reunificarlos», denunció el mandatario demócrata.

A raíz de la política de ‘tolerancia cero’, miles de familias fueron separadas tras cruzar irregularmente la frontera con México, debido a que las autoridades comenzaron a presentar cargos penales y a encarcelar a los progenitores.

Al no poder por ley permanecer junto con sus padres en un presidio para adultos, los pequeños pasaban a custodia de las autoridades.
Dos años después de que la Administración Trump abandonara esta política, cientos de niños permanecen aún en Estados Unidos puesto que se desconoce el paradero de sus padres.

El segundo decreto contempla estrechar la colaboración con los socios regionales del Triángulo Norte y con organizaciones sin ánimo de lucro para «reforzar la capacidad de otros países” de brindar protección y oportunidades a los migrantes “más cerca a sus hogares”, detalla un comunicado de la Casa Blanca.

Con esta medida, explicó Biden, Washington pretende «confrontar las causas de la migración», al tiempo que establece una sistema «seguro y ordenado» para quienes solicitan asilo en la frontera sur del país.
En ese sentido, el Acuerdo Tercer País Seguro, el cual permitía que Estados Unidos enviara a inmigrantes que ingresan a su territorio, a otras naciones, hasta resolver trámites, queda sin efecto. El Departamento de Estado informó este miércoles que se “ampliará la capacidad de sistemas de asilo, reasentamiento y otros sistemas de protección en los países de América del Norte y Centroamérica”.

“Estados Unidos se compromete a identificar e implementar todas las formas de ayuda legalmente disponibles y apropiadas para complementar la protección brindada a través del Programa de Admisión de Refugiados de Estados Unidos. Esta revisión incluirá la coordinación entre los Departamentos de Estado y Seguridad Nacional para tomar las medidas necesarias para restablecer y mejorar el Programa de Menores Centroamericanos y buscar formas de promover la unidad familiar a través de los programas humanitarios de Estados Unidos”, indica un comunicado del Departamento.

“Como se indica en la Orden, Estados Unidos tiene la intención de suspender y rescindir los Acuerdos de Cooperación de Asilo bilaterales con los Gobiernos de El Salvador, Guatemala y Honduras”, añade.

Esta nueva medida se suman a otras ya adoptadas por la Administración Biden desde el primer día, como la suspensión de las deportaciones y la protección de los conocidos como dreamers, o soñadores, que son aquellos jóvenes que llegaron al país siendo niños y que están temporalmente amparados por el programa de Acción Diferida para los Llegados en la Infancia.

Todas estas medidas han sido promulgadas por decreto, es decir, sin pasar por el escrutinio del Congreso, lo que le ha valido críticas a un Biden que asumió la presidencia llamando a la necesidad de unificar al país. «No estoy firmando nuevas leyes, estoy eliminando malas políticas», se justificó Biden.

En este sentido, la portavoz de la Casa Blanca, Jen Psaki, aseguró horas antes de la firma de la orden ejecutiva, que estos decretos son solo un primer paso e insistió en que el Gobierno presentará un «amplio plan migratorio» al Congreso «que trate a las personas como seres humanos».

«Ahora estamos intentando reparar algunas de las horribles acciones de la administración previa», subrayó la portavoz en rueda de prensa, quien reconoció que la aprobación de un nuevo plan migratorio «no va a pasar en una noche, va a tomar algún tiempo».

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba