Nacionales

Advierten que nueva legislación aumentaría al doble los costos por servicios de seguridad privada

En el marco de la elaboración de la nueva Ley Especial que regulará los servicios de seguridad privada, la Unión Nacional de Agencias Privadas de Seguridad (UNAPS), reconoció que si bien la actual legislación contiene vacíos legales, los Diputados deben ponderar la capacidad económica de cada empresa que presta los servicios.

Carlos Novoa, Director Ejecutivo de esta gremial señaló que muchas reformas planteadas indican aumentar el costo de servicio que se presta en empresas y residenciales, lo que se agravaría con el reciente incremento del 20% al salario mínimo.

“El turno de 24 horas, pasó de $836 a $1,100 dólares y con la nueva ley, tal y como se plantea, pasaría de $1,100 a $2,600 dólares aproximadamente. Cantidad imposible de cumplir para muchos sectores. Esto se traduciría en despidos en nuestro rubro y para nuestros clientes serían costos difíciles de cubrir”, aseguró.

Según Novoa, el aumento al salario mínimo derivó en la reducción en la demanda de guardias de seguridad en un 6%, equivalente a 4,050 empleos que se perdieron hasta septiembre.

“Las empresas de seguridad no calificamos en los subsidios que otorga el gobierno ya que la mayoría tienen más de 100 empleados y eso implica que no podemos acceder al beneficio del subsidio. Cualquier aumento en salarios debemos costearlo con fondos propios”, explicó.

Otro de los puntos que preocupa a UNAPS, es el incremento en el seguro de vida por muerte o por invalidez que pasaría de 25 salarios mínimos ($9,125) a 80 salarios mínimos) ($29,200), lo que representa un aumento del 320%. “Este seguro de vida sería mucho mayor que el seguro que actualmente tienen los policías y soldados”, estimó Novoa.

El proyecto de ley, que ya lleva un avance del 60%, establece la indemnización por la finalización de contratos colectivos, que, según Novoa, pondrá en desventaja al sector en relación a otras sociedades dedicadas a la seguridad privada.

En cuanto a las incapacidades al 100%, la ley que elabora la Comisión de Trabajo del Congreso, expone que será 25% más alta que otros sectores, asimismo, plantea pago de capacitaciones, permisos especiales y costo de uniformes que a consideración de Novoa “crea discriminación y problemas de igualdad”.

En cuanto a las multas, el anteproyecto establece que incrementan, de $57.14 dólares a $29,200 dólares, a esto dijeron que “sobrepasa parámetros de proporcionalidad”.

En lo que atañe a observaciones, la UNAPS pidió a los Diputados someter a un régimen de “servicio esencial” a los agentes, pues habitan en áreas rurales que les imposibilita desplazarse hasta altas horas de la noche.

“El hecho de cumplir con turnos de menos horas les implica mayores gastos para cubrir transportes y pone en riesgo sus vidas ya que muchos habitan en zonas que son inaccesibles de noche”, expuso Novoa.

Esta gremial está conformada por 80 empresas de seguridad que generan más de 15 mil empleos directos y el doble en empleos indirectos.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba