Nacionales

Brechas cortafuego: La alternativa para prevenir avance de incendios forestales

A partir de este lunes, campos aledaños a plantas de energía contarán con brechas cortafuego a fin de evitar la expansión de incendios forestales.

El proyecto está a cargo de la Comisión Ejecutiva Hidroeléctrica Portuaria Autónoma (CEL) y el Cuerpo de Bomberos y tiene como objetivo proteger el hábitat de la fauna y el ecosistema en general, sobre todo en época seca, en donde aumentan los fuegos por diversas razones.

“Estamos trabajando en las cuatro centrales hidroeléctricas y en el futuro proyecto 3 de Febrero (antes Presa El Chaparral), vamos a zanjar al menos 10 kilómetros de brechas cortafuegos, esto equivale más o menos 570 hectáreas, donde su anchura va desde tres a cinco metros”, explicó Daniel Álvarez, Presidente de CEL.

Los incendios en estas zonas se ven aumentados debido a la corta y retiro de vegetación. El objetivo es impedir que el fuego llegue a lugares críticos y poner así en riesgo la vida y bienestar de la población cercana a las centrales hidroeléctricas.

Las brechas cortafuegos consisten en la corta y retiro de vegetación en franjas perimetrales e internas de áreas reforestadas y boscosas. Estas se realizaron en los Departamentos de Santa Ana, Chalatenango, Cuscatlán, Cabañas, San Vicente, Usulután y San Miguel.

Herramientas como batefuegos, rastrillos especiales, mochilas para ataques de incendios, es el equipo de respuesta con el que cuentan los guardarecursos de la CEL para zanjar las brechas. 

Según los Bomberos, los siniestros se originan por diferentes causas: Quema de basura y cultivos de caña de azúcar, cacería de especies en peligro, mala manipulación de pirotécnicos e insumos inflamables, irresponsabilidad de turistas y visitants que arrojan colillas de cigarros, entre otros.

Como parte de este trabajo, además, el Gobierno le ha dado mantenimiento a alrededor de 100 kilómetros de brechas cortafuegos en las cercanías de las plantas a cargo de CEL y que son zonas reforestadas, siendo cerca de 569 hectáreas, en los departamentos de Santa Ana, Chalatenango, Cuscatlán, Cabañas, San Vicente, Usulután y San Miguel.

A la fecha, el Cuerpo de Bomberos reporta haber atendido aproximadamente alrededor de 700 emergencias en incendios en maleza y forestales en el territorio salvadoreño. Además, se contabilizan más de 2,000 hectáreas quemadas de enero a la fecha, de entre esas algunas en reservas protegidas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba