Nacionales

CIDH emitió medidas cautelares a favor de Bertha Deleón por “hostigamientos y ataques en redes sociales de personas afines al gobierno”

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), emitió medidas cautelares a favor de la abogada Bertha María Deleón, luego de denunciar ataques en redes sociales de personas afines del gobierno e incluso de altas autoridades estatales del poder ejecutivo.

La solicitud deviene de una petición de medidas de protección para la jurista y su familia, en virtud de una “persecución política” que estaría gestando el Gobierno central. El 10 de junio era la fecha límite para que el Estado presentara a la CIDH, un informe que rinda la situación de su caso.

El requerimiento de la CIDH se llevó a cabo el pasado 3 de junio, una semana después de que la abogada Ruth López, la Red Salvadoreña de Defensoras de Derechos Humanos, la Iniciativa Mesoamericana de Mujeres Defensoras de Derechos Humanos (IM-Defensoras) y el Centro por la Justicia y el Derecho Internacional (CEJIL) solicitaran medidas cautelares para Deleón y su familia.

Según la resolución de la CIDH, se constó que se realizaron mensajes contra Deleón previo a su candidatura a diputada, a través de expresiones que llaman a la violencia sexual, agresión y amenaza contra sus derechos, por su postura crítica contra el Gobierno.

En la demanda también se relata que se detectaron seguimientos por automóviles y motocicletas en por lo menos tres oportunidades en abril de 2021, así como la presencia de drones en algunas ocasiones en junio de 2021, sobrevolando su casa de habitación.

También se señalaron supuestos actos de intimidación y vigilancia, un presunto robo de una computadora desde su automóvil en 22 de abril de 2021 y la presencia a su domicilio de dos personas que portaban carnet de gobierno el 10 y 12 de junio de 2021. 

La CIDH destacó que el Estado argumentó que el robo sería un hecho de la “delincuencia común”, pero no aportó mayor información sobre los actos de posible persecución, exponiendo que ni había denuncias por el delito de “amenaza” interpuestos por ella, ni solicitudes de medidas de protección.

«Se advierte que la situación de riesgo presentada, ante la ausencia de medidas de protección, potencialmente no se limitan en calidad personal a la propuesta beneficiaria, sino que pueden afectar las condiciones y accionar de diversas voces que deben poder hacer uso seguro del espacio democrático virtual y físico en cuanto a libertad de expresión y el ejercicio de derechos políticos», resolvió la Comisión.

Las medidas impuestas dictan: Se solicita a El Salvador que adopte las medidas necesarias para proteger los derechos a la vida e integridad personal de la señora Bertha María Deleón Gutiérrez, a la luz de una perspectiva de género, de forma que ella pueda seguir desempeñando sus labores como defensora de derechos humanos sin que sea objeto de amenazas, intimidación, hostigamientos o actos de violencia en el ejercicio de las mismas.

Estas deberán consensuarse con Deleón y su defensa.

El Estado deberá informar en 15 días a la CIDH las medidas tomadas.

La abogada, enfrenta actualmente tres investigaciones penales, una de estas promovidas por Walter Araujo, ex candidato a Diputado de Nuevas Ideas, a quien Deleón demandó por expresiones de violencia contra la mujer; la tesis de Araujo, es que la abogada incurrió en revelación de información del caso, que ya guarda reserva total. Según dijo, “impidió su libre ejercicio de defensa”.

Producto de este caso, la Sala de lo Constitucional suspendió la candidatura de Araujo; el ex aspirante político habría advertido el 26 de abril del 2021, que demandaría a Deleón por “abusar” de su posición para divulgar el caso.

El 5 de mayo, la Fiscalía General de la República notificó a la letrada de la apertura de expediente de Araujo y otros dos más.

Según las organizaciones solicitantes, “esta campaña de ataques pone a Bertha Deleón y a su familia en una inminente situación de riesgo que hace temer por sus vidas e integridad”.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba