Nacionales

Declaran rebelde a sacerdote acusado de agresión sexual y ordenan difusión roja para su captura

El sacerdote guatemalteco Venancio Boroz enfrentaría la repetición del juicio por agresión sexual en el caso que ya había sido absuelto, pero este no se presentó a los tribunales, por lo que se declaró como imputado rebelde.

Este jueves comenzaría la vista pública en el Tribunal 4° de Sentencia de San Salvador, ante su falta, el juzgador ordenó la difusión roja y envió oficio a la INTERPOL para que procedan con la captura del clero.

Boror Uz, de 63 años de edad, fue absuelto el pasado 17 de febrero de la segunda acusación por el delito de agresión sexual  en menor e incapaz en modalidad continuada en perjuicio de dos víctimas, en el Tribunal Sexto de Sentencia de San Salvador.

Sin embargo, una resolución de la Cámara Segunda de lo Penal anuló a la sentencia absolutoria en abril, tras una apelación de la Fiscalía General de la República (FGR).

La instancia judicial señaló que deberá valorarse «debidamente» la declaración de la víctima.

De acuerdo con los datos judiciales, el juzgado absolvió al religioso debido a que los elementos de prueba no fueron suficientes para robustecer la acusación, mismos que no fueron concordantes y verosímiles para destruir la presunción de inocencia.

Los hechos por los cuales era procesado en este juicio sucedieron entre febrero y mayo de 2017, mientras se desempeñaba como párroco en la Iglesia Nuestra Señora de Lourdes del barrio Lourdes de San Salvador.

El sacerdote enfrentó dos juicios diferentes y en ambos fue absuelto. En el primero realizado en el Tribunal Quinto de Sentencia el 9 de noviembre del año pasado fue absuelto debido a contradicciones en la declaración de la víctima y la de sus padres.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba