Nacionales

El evento presidencial en El Mozote es parte de la campaña electoral, según el director ejecutivo de FESPAD

En junio de 2019, el Presidente Nayib Bukele recibió en Casa Presidencial a víctimas de la masacre de El Mozote y sitios aledaños. En ese encuentro se comprometió a abrir los archivos militares; sin embargo, ha obstaculizado las diligencias del juez de San Francisco Gotera en la Fuerza Armada.

Esta es una de las razones por las cuales el director ejecutivo de la Fundación de Estudios para la Aplicación del Derechos, FESPAD, Saúl Baños, considera que el evento del presidente de la República en el Mozote, departamento de Morazán, forma parte de la campaña política, la cual inicia oficialmente el 28 de diciembre para diputados y el 28 de enero para alcaldes.

En su discurso, el presidente Bukele acusó al titular de la Procuraduría para la Defensa de los Derechos Humanos, José Apolonio Tobar, y al exprocurador David Morales, querellante del caso de la masacre El Mozote y sitios aledaños, de “lucrase de las víctimas y de vivir del caso”.

Baños dijo que las declaraciones del presidente fueron una falacia.

Baños reconoció que la gente de El Mozote ha tenido capacidad organizativa, de gestión y de resiliencia después de esa masacre de lesa humanidad. Además, los gobiernos anteriores construyeron el Centro educativo, el instituto, la clínica de salud con ambulancia. Faltó mucho por hacer, pero no es cierto que no se haya atendido, según el director ejecutivo de FESPAD.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba