Nacionales

El FMI pondrá como condición la Transparencia y lucha contra la corrupción a El Salvador antes de otorgar su respaldo económico

Las conversaciones que el Fondo Monetario Internacional lleva a cabo con el Gobierno de El Salvador se enfocarán en la transparencia fiscal, gobernanza económica y la lucha contra la corrupción en las próximas semanas, según reveló ayer el portavoz del organismo multilateral, Gerry Rice.

Según el funcionario, han habido «progresos» en las conversaciones que el FMI mantiene con las autoridades de El Salvador para un programa de respaldo económico. En su habitual rueda de prensa quincenal, Gerry Rice, portavoz del Fondo, indicó que la «misión del organismo considera que se han hecho progresos en la discusión políticas macroeconómicas que pueden respaldar un programa (del FMI)».

Rice informó que «estas discusiones continuarán en las próximas semanas, en políticas relacionadas con la gobernanza económica, transparencia fiscal y el marco anticorrupción». En marzo pasado, el Gobierno salvadoreño dio a conocer las pláticas con el FMI, para obtener hasta $1,400 millones en un programa de tres años.

Para Ricardo Castaneda, economista del Instituto Centroamericano de Estudios Fiscales (ICEFI), los tres temas que ha adelantado Rice sobre la discusión con El Salvador constituyen «la clave de la negociación». Esta semana, el precio de los bonos internacionales del país volvió a experimentar una marcada caída, la cual dicen los expertos consultados, se origina de los temores de los inversionistas que el país no logre alcanzar el acuerdo con el FMI por la crisis política interna y el grave deterioro de las relaciones diplomáticas con Estados Unidos.

A comienzos de mes, el ministro de Hacienda, Alejandro Zelaya, señaló que pese a la polémica internacional generada por la destitución de magistrados y el fiscal general, «las conversaciones siguen» con el Fondo.

En el país hay expectativa sobre el acuerdo con el FMI. «Vemos toda esta situación porque las consecuencias tienden a ser de carácter económico y desestabilizan el tema de las inversiones. Nadie viene a invertir a un país donde hay un nivel de incertidumbre o poca predictibilidad, por mencionar algunos temas además de la transparencia, la separación de poderes y rendición de cuentas», dijo Eduardo Cader, presidente de la Asociación Salvadoreña de Industriales (ASI).

Avanza acuerdo entre El Salvador y FMI

Todo parece indicar que El Salvador y el Fondo Monetario Internacional (FMI) avanzan en las negociaciones para obtener financiamiento en el marco de un programa de ajuste fiscal que estaría buscando el Gobierno, y que asciende a $1,300 millones. Así lo dejó entredicho el representante de esta entidad, Gerry Rice.

El portavoz aseguró en una conferencia virtual este jueves, que el FMI revisa uno de los acuerdos, específicamente el artículo IV que está relacionado a la política de gobernanza económica, transparencia presupuestaria y lucha contra la corrupción.

“Hemos avanzado en cuanto a los exámenes de las políticas macroeconómicas”, subrayó.

El Ministro de Hacienda Alejandro Zelaya, afirmó el mes de marzo, que este acuerdo busca concretar una operación para 36 meses de $1,300 millones, que servirán para realizar un ajuste fiscal del Producto Interno Bruto (PIB) en 4 puntos porcentuales.

Sin embargo, la situación política que atraviesa el país puso en dudas esta negociación, luego que el 1 de mayo la Asamblea Legislativa destituyó a los Magistrados de la Sala de lo Constitucional y Fiscal General.

Dos días después, los bonos de El Salvador, experimentaron una caída en su precio de -8.7%; economistas advirtieron que la variación se debió en parte a la actuación del Órgano Legislativo.

En un informe del Instituto Centroamericano de Estudios Fiscales, señala que los bonos de corto plazo continuaron a la baja hasta el 19 de mayo, no obstante, las emisiones de largo plazo sí reflejan alzas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba