Nacionales

Se espera que para el 2 y 3 de agosto se retomen las audiencias del Caso El Mozote

La defensa de los militares acusados en el caso de la Masacre de El Mozote y sitios aledaños presentó a principios del año un recurso de recusación contra el juez Jorge Guzmán Urquilla, debido a que él realizó una tesis para obtener la licenciatura en Ciencias Jurídicas sobre los derechos humanos entre 1980 y 1991 e hizo aseveraciones sobre la masacre de El Mozote. 

Wilfredo Medrano, abogado particular en el caso El Mozote, manifestó que a pesar de los atrasos en el proceso, el juez continúa con las diligencias y se espera que para el 2 y 3 de agosto se  retomen las audiencias, para el anticipo de pruebas de los peritos archivísticos que estuvieron en las guarniciones militares -a las que se les negó el acceso por orden del Gobierno-, el Archivo General de la Nación y en los archivos del  Arzobispado de San Salvador.

Medrano lamentó la pasividad con que la Fiscalía General de la República (FGR) está trabajando. Según el abogado, existía una mesa de trabajo entre el Ministerio Público y los acusadores particulares para coordinarse y trabajar en conjunto en el caso, sin embargo, con la llegada del actual fiscal, Rodolfo Delgado, se ha caído dicho espacio.

La mesa de coordinación surgió por iniciativa del anterior fiscal, Raúl Melara y el objetivo era que ambas partes se coordinaran. Esto luego de que en marzo del presente año, la Fiscalía General de la República, solicitó la recusación del Juez Guzmán Urquilla, a quien acusaban de “parcial”. 

Dicha recusación trajo consigo problemas al proceso, puesto que la Fiscalía se retractó, pero semanas después la defensa  presentó la misma recusación lo que ha ocasionado dilataciones en el proceso judicial.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba